La hora del té

El té llegó a Europa a través de Asia, pero con el tiempo, los británicos lo adoptaron e hicieron de él una tradición que los identifica: el ritual de la hora del té.


La vieja tradición inglesa del “Afternoon Tea” aparece recién en la segunda mitad del Siglo XIX. Hasta entonces existía la costumbre de hacer sólo dos comidas al día: el desayuno y la cena. Así, y a manera de una merienda, comenzó a tomarse a media tarde, una taza de té acompañado de algunas confituras o sándwiches. Pronto se popularizó esta moda entre las clases altas para luego extenderse a todas las clases sociales, creando esta auténtica ceremonia y típica costumbre inglesa. 

Vajilla de plata, como marcaba en un principio el protocolo

Aunque el té se tomaba en china en tazas de cerámica sin asas, los ingleses cambiaron esta costumbre para servirlo en tazas de loza con asas, dando así lugar al nacimiento de una próspera industria auxiliar del té: las vajillas de porcelana. Entre las firmas más destacadas en el rubro figuran: Wedgwood, Spode y Royal Doulton.

Wedgwood

Wedgwood

Wedgwood

Wedgwood

Wedgwood

Wedgwood

Spode

Spode

Spode

Royal Doulton

Royal Doulton 

Royal Doulton 


Royal Doulton

A mediados del siglo XIX, Anna-Maria Stanhope Russell, 7ª Duquesa de Bedford (1783-1857), transformó la costumbre de tomar el té que habitualmente se servía como simple bebida refrescante o caliente, según la época del año, convirtiéndolo en el principal ingrediente de una merienda ligera de la tarde, el "Afternoon Tea", que se servía entre las tres y las cinco horas.


Con la aprobación de la reina Victoria, el "Afternoon Tea" adquirió gran auge en el seno de la alta sociedad británica para luego, extenderse rápidamente a América del Norte.

“Es imposible hablar del té sin pensar en los británicos”, comenta Elsa Turull, directora ejecutiva de la Cámara Británica de Comercio.

“Esta tradición es tan importante que se conserva a pesar de vivir en un mundo rápido y con horarios complicados. La mayoría de los británicos bebe su té en el Reino Unido”.

Hoy


Ciertamente, hoy, a diferencia de la época en que Ana de Bedford dio inicio a sus tardes de té, cualquier persona puede disfrutar una taza de té en compañía de su familia o amigos.


El tiempo pasa que no sea en vano



Las que gustaron

Jin Ji Du Li :Lograr el equilibrio. . .

Tal vez no lo sepas

¡A preparar un Gatuzo!

¿Quién fue Malena?

¡Los guacamayos no se divorcian!