Tú me acostumbraste. . .


Ayer, 12 de Julio, se nos fue una grande de la música romántica: La reina del Bolero, Olga Guillot.
Su voz nos acompañó, por lo menos a los de mi generación, de niños, escuchando la radio. Sus temas nos rompieron el corazón cuando ya fuimos casi adolescentes y con el famoso "Tu me acostumbraste" aprendimos a bailar muy apretaditas a nuestro ocasional compañero de entonces. Yo recuerdo que tendría unos 15 años, cuando escuché un disco "long-play" de la época, que Olga Guillot había grabado con el Trío "Los Panchos" del cual me sabía todas sus canciones. Ese disco fue una maravilla, pues la mixtura de tales voces logró un resultado identificado con el éxito rotundo.




Olga Guillot, nació en Santiago de Cuba, el 9 de octubre de 1922 y falleció en Miami, el 12 de julio de 2010. Fue una gran cantantante, conocida como "La reina del bolero".

La artista cubana tenía 87 añosAdiós a Olga Guillot, la reina del bolero
Murió ayer, víctima de un paro cardíaco en Miami; entre sus éxitos se destaca "Tú me acostumbraste"
lanacion.com | Espectáculos | Martes 13 de julio de 2010

La muerte de la cantante cubana Olga Guillot, considerada la figura máxima del bolero por más de seis décadas, deja un vacío en el ambiente musical iberoamericano dificíl de llenar. Guillot falleció en el hospital Mount Sinai de Miami Beach el lunes a las 12:45 pm víctima de un infarto cardíaco. Tenía 87 años.
"Murió rodeada de su única hija Olga María [Touzet] y sus amigos más cercanos'', informó desde el centro hospitalario la vocera de la familia, Raquel Pouget. "Entró al hospital por su propio pie el sábado porque el viernes no se había sentido bien. Venía arreglada y maquillada por ella misma, tal como era su costumbre. Pero ese mismo día le repitió el infarto. La madrugada del domingo la indujeron al coma para poderle poner el respirador y hoy [lunes] apareció un coágulo devastador''.
Pouget recordó que hace apenas unos días, en una reunión familiar, Guillot expresó que entre los dolores que había pasado en su vida, el mayor había sido el de no ver a su país liberado. "Ella dijo: ‘si yo me muero mañana el dolor que me llevo en el alma es no ver a Cuba libre' '', evocó Pouget mientras ultimaba detalles de los servicios fúnebres que se darán a conocer en las próximas horas.
Olga Guillot nació el 9 de octubre de 1922 en Santiago de Cuba. Siendo pequeña se trasladó con su familia a La Habana donde, en 1938, debutó en el programa radial La corte suprema del Arte como parte del dúo Las hermanitas Guillot con su hermana mayor, Ana Luisa. Luego tomó clases de canto con la soprano Hortensia Cohalla y el cantante Mariano Meléndez.
En los años 40, la vocalista formó parte del cuarteto Siboney, dirigido por la compositora Isolina Carrillo y cuyo pianista, Facundo Rivero, le facilitó el debut como solista en el exclusivo Zombie Club, en 1945. Fue por esa época en que conoció a los jóvenes cultivadores del filing, movimiento que fundió la trova tradicional con el jazz y modernizó la interpretación de los cantantes.
En los años siguientes, tras el éxito de su versión al español de Stormy Weather, Guillot se situó en el mapa musical de la isla. Pero nadie duda que el bolero Miénteme, del mexicano Chamaco Domínguez, grabado en 1954 para el sello Puchito, la llevó a las alturas.
Más adelante, Guillot convertiría en éxitos aquellas melodías de la bohemia habanera como La gloria eres tú (José Antonio Méndez) Contigo en la distancia (César Porrtillo de la Luz) y En nosotros (Tania Castellanos).
"Olga era todo música, su vida giraba alrededor de la música. Era una intérprete fantástica'', dijo el humorista Guillermo Alvarez Guedes, quien guarda un recuerdo especial de cuando ambos trabajaron juntos con Beny Moré en el famoso cabaret Montmartre de La Habana, a mediados de los años 50. "Siempre fue muy cordial''.
En esos años la cantante no sólo era reconocida en su propio país, donde la Unión de Crónica Tele-Radial la proclamó La Mejor Voz Cancionera de Cuba. A su paso por Nueva York y Latinoamérica, se sumó el hecho de ser una de la cantantes consentidas de compositores como Juan Bruno Tarraza, José Sabre Marroquín y Alvaro Carrillo, entre otros.
"Olga tenía mucho sentido escénico. Sabía cómo poner de pie al público'', recordó el actor y periodista Evelio Taillacq, que señaló que la Guillot demostró que las intérpretes femeninas podían ser atractivas para el mercado de discográfico. "Con Miénteme, ella rompió el mito de que las mujeres no vendían discos. Ese fue uno de sus aportes más importantes''.
Desde muy pequeña se mudó a La Habana y fue ahí cuando formó al lado de su hermana Ana Luisa, el dúo Hermanitas Guillot, que se presentó con éxito en el programa de radio "La Corte Suprema del Arte". En 1938 inició sus preparación musical con maestros como la soprano Hortensia Cohalla o el cantante Mariano Meléndez.
A principios de la década de 1940 formó parte como segunda voz, del cuarteto Siboney, dirigido por la compositoraIsolina Carrillo.
. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
Ese mismo año, la Asociación de Críticos la seleccionó como la cancionera más destacada de Cuba. Ese hecho sirvió para que Miguelito Valdés  la llevara a Nueva York a realizar unas grabaciones para el sello Decca Records. En 1948, el tenor René Cabell la llevó aMéxico, donde filmó su primera película:"La venus de fuego", junto a Meche Barba. La cantante también grabó algunas piezas acompañada de la Orquesta de Gonzalo Curiel.
En 1952 y 1953 recorrió casi toda Latinoamérica y grabó con el respaldo del pianista y compositor Juan Bruno Terraza. En 1954, firmó contrato de exclusividad con el sello Puchito y grabó "Miénteme", del mexicano Chamaco Domínguez. De 1954 a 1956, la Unión de Crónica Tele-Radial la proclamó la "Mejor Voz Cancionera de Cuba". En 1957 regresó a México, donde impuso en el primer lugar el bolero "Tú me acostumbraste", de Frank Domínguez. También grabó para la firma Musart, acompañada por el maestro José Sabre Marroquín. En 1958 viajó a Europa y actuó en el Palm Beach Casino, de Cannes, Francia.
En 1961, como resultado de su oposición a la Revolución cubana decide abandonar Cuba y trasladarse a Venezuela, para posteriormente radicarse en México en forma definitiva. El mismo año se le entregó el Disco de Brillante por sus altas ventas, las mayores en Cuba de 1954 a 1960. En 1963, la Academia de Artes John F. Kennedy de Hollywood,  le otorgó el premio Palmas de Oro como la Mejor Bolerista Latinoamericana.
Cantó también al lado de Los Panchos y triunfó en España. Llevó la pieza "Adoro", de Armando Manzanero a la fama mundial. Grabó el tema "Me muero, me muero", de la mexicana Lolita de La Colina con la que se le consideró la "Pionera de la Canción Erótica".
En 1988 celebró sus bodas de oro como intérprete estelar de la canción melódica. Ha participado en 16 películas (una de ellas, un célebre largometraje documental sobre la música cubana estrenado en 1964.
En pocos años, Guillot conquistó al público con su manera apasionada de interpretar temas como "Tú me acostumbraste", "Miénteme" y "La gloria eres tú", entre otras, que fueron escuchadas en su voz por primera vez en muchos de los escenarios más importantes de América Latina, Europa y Asia.
La Guillot es considerada "La Madre del Bolero" y una de las figuras más trascendentales de la historia de la canción del siglo XX.
Con una carrera de 20 discos de Oro, 10 de Platino y uno de Diamante, Olga Guillot, o "La Reina del Bolero" es reconocida como toda una institución de la canción popular.

Las que gustaron

¡A preparar un Gatuzo!

¿Hierba Luisa o Cedrón?

Conociendo la Luna II

Una plaza mitológica

El Che: Un niño que creció